Y le fue dado un rollo del profeta Isaías, y tras abrir el rollo, encontró el lugar donde había sido escrito: El Espíritu del Señor está sobre mí... (Lucas 4,17-18a traducido del texto griego Nestlé-Aland). BLOG DEDICADO AL ESTUDIO Y A LA INTERPRETACIÓN DE LA BIBLIA.

viernes, 5 de diciembre de 2014

"El Evangelio es Jesucristo". Estudio bíblico básico sobre Marcos 1,1-8 para el II Domingo de Adviento (B).

 
1 Comienzo de la Buena Noticia de Jesús, Mesías, Hijo de Dios. 2 Como está escrito en el libro del profeta Isaías: "Mira, yo envío a mi mensajero delante de ti para prepararte el camino. 3 Una voz grita en el desierto: Preparen el camino del Señor, allanen sus senderos", 4 así se presentó Juan el Bautista en el desierto, proclamando un bautismo de conversión para el perdón de los pecados. 5 Toda la gente de Judea y todos los habitantes de Jerusalén acudían a él, y se hacían bautizar en las aguas del Jordán, confesando sus pecados. 6 Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. Y predicaba, diciendo: 7 «Detrás de mi vendrá el que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias. 8 Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo». (Marcos 1,1-8)
  

Introducción
 
La sección litúrgica (1,1-8) forma parte del Prólogo de Marcos (1,1-13), lo cual prepara para la comprensión del Evangelio y relata las actividades del Precursor Juan Bautista, el bautismo y las tentaciones de Jesús. Ahora, observamos dentro de la sección litúrgica para descubrir alguna estructura funcional que nos permita aproximarnos mejor al texto:
 
Título del Evangelio v.1: Comienzo de la Buena Noticia de Jesús, Mesías, Hijo de Dios.
Cita compuesta del AT vv.2-3: Como está escrito en el libro del profeta Isaías: "Mira, yo envío a mi mensajero delante de ti para prepararte el camino. Una voz grita en el desierto: Preparen el camino del Señor, allanen sus senderos",
Aplicación de la cita compuesta del AT a Juan Bautista vv.4-6ab: así se presentó Juan el Bautista en el desierto, proclamando un bautismo de conversión para el perdón de los pecados. Toda la gente de Judea y todos los habitantes de Jerusalén acudían a él, y se hacían bautizar en las aguas del Jordán, confesando sus pecados. Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre.
Palabras proféticas sobre el Mesías vv.6c-8: Y predicaba, diciendo: 7 «Detrás de mi vendrá el que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias. 8 Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo».  
 
Comentario
 
Título del Evangelio v.1: Comienzo de la Buena Noticia de Jesús, Mesías, Hijo de Dios.
El Evangelio de Marcos, el más antiguo, comienza con la palabra "arjé" en griego, es el principio que da movimiento al Evangelio, las actividades del Precursor del Mesías: Juan Bautista, y también el principio del acercamiento del Reinado de Dios en el plan salvífico del Padre. Quiere decir, entonces, que Evangelio no es una mera "buena noticia" sino que se proclama solemnemente que el Dios que reina en su Reino, que es la creación, viene a reinar.
Luego, nos dice que el Evangelio es de Jesús el Cristo, "el Evangelio Jesús Cristo" dice literalmente, así el genitivo es epexegético, quiere decir que Jesucristo es el Evangelio ¡Él mismo! El Evangelio es Jesús el Mesías.
El título "Hijo de Dios" no aparece en todos los manuscritos, pero es suficiente con los que lo atestiguan para no omitirlo (el texto crítico compilado NA28 lo pone entre paréntesis), además es coherente con la construcción de todo el Evangelio marcano.
 
Cita compuesta del AT vv.2-3: Como está escrito en el libro del profeta Isaías: "Mira, yo envío a mi mensajero delante de ti para prepararte el camino. Una voz grita en el desierto: Preparen el camino del Señor, allanen sus senderos",
La cita del AT está compuesta de los siguientes textos:
·         Éxodo 23,20: Yo voy a enviar un ángel delante de ti, para que te proteja en el camino y te conduzca hasta el lugar que te he preparado.
·         Malaquías 3,1: Yo envío a mi mensajero, para que prepare el camino delante de mí. Y en seguida entrará en su Templo el Señor que ustedes buscan; y el Angel de la alianza que ustedes desean ya viene, dice el Señor de los ejércitos.
·         Isaías 40,3: Una voz proclama: ¡Preparen en el desierto el camino del Señor, tracen en la estepa un sendero para nuestro Dios! (El evangelista introduce matices respecto a LXX y el texto hebreo: La voz grita en el desierto, es el lugar de la proclamación del Evangelio, el "arjé", el comienzo, y esto que atestiguado 4x en el Prólogo: 1,3.4.12.13 dándole el marco referencial: es el nuevo Israel.
 
Aplicación de la cita compuesta del AT a Juan Bautista vv.4-6ab: así se presentó Juan el Bautista en el desierto, proclamando un bautismo de conversión para el perdón de los pecados. Toda la gente de Judea y todos los habitantes de Jerusalén acudían a él, y se hacían bautizar en las aguas del Jordán, confesando sus pecados. Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre.
"Surgió Juan el que bautizaba en el desierto" dice literalmente en griego (NA28), así se aplica lo dicho anteriormente a él. Con el "así" interpreta bien la aplicación la BPD. Juan proclama un bautismo de conversión (metanoías) para perdón de los pecados, le da las espaldas al sistema de sacrificios del Templo, que estaba obsoleto, proponiendo una verdadera revolución religiosa buscando las fuentes proféticas para la comunión.
Luego, nos relata el impacto de este movimiento de arrepentimiento: Toda la gente de Judea y todos los habitantes de Jerusalén acudían a él, y se hacían bautizar en las aguas del Jordán, confesando sus pecados.
La vestimenta del profeta no son símbolos de pauperismo, menos de populismo, sino una analogía con Elías (II Reyes 1,8; Zacarías 13,4), un profeta que habla claro en el AT y por eso sufre por causa de su propio pueblo.
La alimentación de Juan no es simbólica sino lo que probablemente abundaba en los vados de Perea: miel silvestre y saltamontes.
 
Palabras proféticas sobre el Mesías vv.6c-8: Y predicaba, diciendo: 7 «Detrás de mi vendrá el que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias. 8 Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo». Son 3 frases:
1)    Detrás de mi vendrá el que es más poderoso que yo,
2)    y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias.
3)    Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo.
La primera frase del Bautista (lo cual no es, obviamente, adivinación) consiste en decir que detrás de él (¿un discípulo?) viene (¡es un futuro inmediato!) alguien superior a él, más fuerte. Dios es el Fuerte de Israel (Dt 10,16-22 LXX).
En la segunda frase, nos dice que hacia el cual ni siquiera es digno de realizar una tarea de esclavo como desatar la correa de sus sandalias.
En la tercera frase, el Bautista anuncia el derramamiento del Espíritu que obrará Jesucristo, así como en el bautismo de Juan se sumergían en el agua, ahora por la gracia de Cristo nos podemos sumergir en el ambiente del Espíritu, respirar en esa "atmósfera" gracias al bautismo de Cristo que es operado en el sacramento, el signo visible de esa realidad trascendente.
 
Conclusión
El Evangelio debería producir un impacto tal que cambie la vida de la gente, porque ese es su origen (arjé) y porque así lo hace en quienes lo reciben de corazón. No hacen falta anuncios demagógicos para impactar por televisión, hacen falta verdaderos evangelizadores que anuncien que Dios está con nosotros.
Hoy, Juan Bautista somos todos aquellos que anunciamos a Jesucristo por el amor que Él ha derramado en nosotros.
Asimismo, el profetismo se identifica con quien envía. Si el que envía es Dios, entonces se identifica con las cosas de Dios y trata de vivirlas comunitariamente, pero si el que envía no es Dios, pues entonces ese profetismo es vacío y trata de llenarse de argumentaciones de otro tipo, con que intenta influenciar para sostenerse, es una levadura saducea o farisea, bien mundanal, que se identifica con algún utopismo ideológico y no con el Evangelio que dice predicar.
El Desierto, es una imagen fuerte que anuncia un Nuevo Israel: la Iglesia. El desierto es el lugar del arrepentimiento, de la conversión a Dios, de la vuelta a Dios. Resulta interesante que el esquema original del sacramento de la reconciliación era: confesión - satisfacción - absolución, desgraciadamente, por "razones pastorales" se fue perdiendo la satisfacción hasta llegar a hoy. La satisfacción es el movimiento místico del corazón contrito y humillado que busca cambiar la vida respecto a algo que estaba mal, así se va encontrando, en un proceso interno, con la satisfacción. Sería bueno de vez en cuando encontrar algún tiempo fuerte y practicar este movimiento interno del corazón p.e. se puede iniciar con la confesión en Cuaresma y terminar con la absolución en Domingo de Ramos, es sólo una propuesta creativa comunitaria para facilitar la vivencia de la satisfacción en el Señor. Así el sacramento de la reconciliación no queda reducido en el esquema de confesión - absolución, pudiendo caer en rigorismos por un lado e indiferencia por el otro. 
El Espíritu Santo que se nos ha dado como un don gracias a Jesucristo es un don para el mundo, así como el Evangelio es para el mundo, para dignificar al ser humano que vive en sociedad, como a todo ser humano y a todos los seres humanos.
 
Él los bautizará con el Espíritu Santo porque el Evangelio es Jesucristo.
 
Prof. Mauricio Shara 
 
Bibliografía para profundizar el estudio:
 
Fritzleo Lentzen-Deis S.J., Comentario al Evangelio de Marcos. Modelo de nueva evangelización, Navarra, Verbo Divino, 1998.
Virgil Howard y David B. Peabody, Marcos, en Comentario Bíblico Internacional, Navarra, Verbo Divino, 2005.
Sergio Briglia, Evangelio según san Marcos, en Comentario Bíblico Latinoamericano, Navarra, Verbo Divino, 2007.
Jean Delorme, El Evangelio según san Marcos, CB 15-16, Navarra, Verbo Divino, 1997.
Guy Bonneau, San Marcos, CB 117, Navarra, Verbo Divino, 2003.                  
Marxsen W., El Evangelista. Estudio sobre la redacción del Evangelio, Salamanca, Sígueme, 1981.
Mateos J., Camacho F., El Evangelio de san Marcos, Almendro, Córdoba, 1993.                   

1 comentario:

  1. Anónimo12/06/2014

    El Evangelista Marcos nos presenta a Juan el Precursor, anunciando la venida de Jesus el
    Senior para salvar a las naciones.! Recibamoslo con el don mas maravilloso dado por el Es-
    piritu Santo...!!! Que este Evangelio sea el gran impacto que cambie nuestras vidas.!!!!!!!!!!!!!
    ETELVINA

    ResponderEliminar

Escucha PEREGRINANDO: